El cuerpo legal que rige la normativa penal (Código Orgánico Integral Penal, COIP), en vigor desde el año 2014, trae entre sus novedades la responsabilidad penal para personas jurídicas, estableciendo como penas aplicables a estos entes: multas cuantiosas, el comiso penal, la clausura temporal o definitiva de sus locales o establecimientos, la remediación integral de los daños ambientales causados, la prohibición para contratar con el Estado e incluso la disolución de la persona jurídica.

Siendo esta una de las áreas de experticia de MLP – la prevención de ilícitos penales en empresas mediante la implantación de Programas de Compliance Penal y para el caso en que se encuentren investigadas dentro de un proceso penal, el equipo de MLP se encuentra altamente capacitado para representar los intereses empresariales en litigio.

A %d blogueros les gusta esto: